Portada Comunicados de Política Monetaria BCRD mantiene la tasa de interés de política monetaria en 6.25% anual
BCRD mantiene la tasa de interés de política monetaria en 6.25% anual

En su reunión de política monetaria de enero de 2014, el Banco Central de la República Dominicana decidió mantener la tasa de referencia en 6.25 % anual.

La decisión respecto a la tasa de política monetaria tomó en consideración el balance de riesgos en torno a las proyecciones de inflación, así como las expectativas del mercado. La tasa de inflación interanual cerró en 3.88% en diciembre, disminuyendo por cuarto mes consecutivo. Este resultado estuvo ligeramente por debajo del límite inferior del rango-meta de 5.0% ±1.0%. Adicionalmente, la inflación subyacente interanual, la cual se asocia a las presiones de inflación de origen monetario, se redujo a 4.42%, cerrando por debajo del valor central de la meta.

En el contexto externo, las condiciones de la economía mundial se caracterizan por un proceso de recuperación gradual, sustentado en un mejor desempeño de los países desarrollados, particularmente Estados Unidos de América (EUA), que creció 3.2% en el último trimestre de 2013 y 1.9% durante todo el año, reduciendo la tasa de desempleo de 7.9% en diciembre 2012 a 6.7% en diciembre 2013. De acuerdo a Consensus Forecast, la economía estadounidense crecería 2.8% en 2014, mientras la Zona Euro se expandiría en 1.0%, dejando atrás la etapa recesiva del ciclo económico.

La reducción gradual del estímulo monetario, por parte de la Reserva Federal (FED), reduciendo sus compras mensuales de activos financieros para inyectar liquidez en US$20,000 millones, estaría restringiendo las condiciones financieras a nivel internacional y provocando retornos de capitales a las economías industrializadas. En este contexto, algunas de las economías emergentes más grandes como Argentina, Brasil, India, Turquía y Sudáfrica, en su mayoría exportadoras de commodities, han experimentado presiones cambiarias, lo que ha llevado a sus bancos centrales a apretar la postura de política monetaria mediante aumentos de tasas de interés, restricciones de liquidez e intervenciones en el mercado cambiario, para enfrentar posibles efectos sobre la inflación.

Es importante señalar que ante el mayor crecimiento de la producción y el empleo en EUA, existe un consenso entre los gobernadores de la FED de que no habrá incrementos en la tasa de referencia de política monetaria, al menos hasta 2015. En ese sentido, el retiro gradual del estímulo monetario y la volatilidad temporal que ha causado en los mercados de capitales internacionales, tendría efectos mínimos en los mercados financieros y cambiarios de las economías más pequeñas, con buenos fundamentos macroeconómicos y sin participación activa en los mercados financieros globales, como es el caso de la República Dominicana. No obstante, el mayor dinamismo en la actividad económica de Estados Unidos, principal socio comercial del país, tendría un impacto positivo sobre el crecimiento económico  dominicano, a través de las exportaciones y del flujo de remesas, lo que aumentaría la oferta de divisas en el mercado cambiario dominicano, facilitando el mantenimiento de la estabilidad relativa del tipo de cambio.

Adicionalmente, la actividad económica y la demanda interna muestran un notable dinamismo a partir del cuarto trimestre de 2013 al crecer en 7.2%, impulsadas durante este periodo, por las exportaciones, la inversión y el consumo privado. El crédito al sector privado en moneda nacional continúa expandiéndose a una tasa por encima del producto nominal, a la vez que mejoran las perspectivas para las actividades vinculadas al comercio exterior. En ese sentido, se espera que en este año continuaría corrigiéndose el déficit de cuenta corriente de la balanza de pagos, que junto al fortalecimiento de las finanzas públicas, contribuiría a mejorar el desempeño macroeconómico de la República Dominicana y su percepción de riesgo-país. 

El Banco Central reafirma su compromiso de conducir la política monetaria al logro de su meta de inflación, a la vez que seguirá monitoreando la evolución de la economía mundial y la coyuntura doméstica a fin de adoptar las medidas necesarias ante riesgos sobre la estabilidad de precios y el buen funcionamiento de los sistemas financiero y de pagos.

Santo Domingo, 30 de enero de 2013.

Redes sociales Facebook Redes sociales Twitter Redes sociales LiveStream Redes sociales YouTube Redes sociales Instagram